Somos L'Alacantí

El nuevo periódico de la comarca

COMERCIO DE SAN VICENTE

LOCAL Mutxamel

Sebastián Cañadas: “Contamos con una partida de 100.000€ para paliar las pérdidas que tendrán nuestros comerciantes y empresas”

El Ayuntamiento de Mutxamel reaccionó rápidamente ante la crisis sanitaria del COVID 19 para que los servicios esenciales que presta al ciudadano continuarán en marcha. Además adoptó rápidamente medidas para reforzar el gasto social y crear ayudas para las personas más vulnerables y las empresas del municipio. Así nos lo explicó su alcalde, Sebastián Cañadas.

-La crisis del COVID-19 nos está obligando a todas y a todos a tomar medidas extraordinarias. El Ayuntamiento se ha tenido que adaptar rápidamente a la nueva situación para seguir dando servicios a la ciudadanía. ¿Puede el Ayuntamiento de Mutxamel garantizar los servicios básicos ante esta grave contingencia?

Sebastián Cañadas: Sí, todos los servicios están en marcha. Cuando el día 14 se firmó el Real Decreto Ley del estado de alarma, evidentemente lo primero que hicimos fue crear una comisión de seguimiento por el Equipo de Gobierno, el Secretario del Ayuntamiento y el Intendente de la Policía Local para analizar la situación y ver qué medidas se tomaban.

Lo primero que hicimos fue tomar medidas internas de funcionamiento para que el Ayuntamiento continuara prestando los servicios básicos a los ciudadanos. Teníamos que fijar unos servicios mínimos y también la posibilidad de realizar tareas a través del teletrabajo, que hay que decir que ya estábamos en ello, y eso hizo que tuviéramos parte de ese trabajo adelantado. Lo único bueno que se puede sacar a esta crisis es que los ayuntamientos nos estamos poniendo al día en las nuevas tecnologías, por obligación.

Desde el primer momento, cuando creamos la comisión de seguimiento, tratamos de adquirir EPIS pero por aquel entonces ya empezaban a faltar lo que manifestó una falta de coordinación del gobierno central. Ahí se vio que fue una medida tomada por el mando único sin mucho análisis ni con la previsión suficiente. De hecho desde entonces hasta hoy en día (principios de abril) no ha llegado el material que están comprando y el que ha llegado es defectuoso.

-¿Qué servicios son los que sigue prestando la administración local?

Sebastián Cañadas: El Ayuntamiento no ha dejado de prestar servicios esenciales como la recogida de basura y limpieza viaria, la limpieza de edificios que se ha incrementado en estos días o la atención a las personas más vulnerables desde Servicios Sociales. En este sentido actualmente teníamos a 60 personas dependientes de las cuales, gracias a que familiares han podido hacerse cargo por el paro forzoso, se han reducido a 19 personas mayores a quienes seguimos prestando el servicio de asistencia a domicilio.

-¿Han detectado algún caso positivo en la plantilla de funcionarios?

Sebastián Cañadas: No, en la plantilla de funcionarios no hemos detectado ningún caso

Algunos municipios están anunciando medidas, como aplazamientos de algunos impuestos, ayudas al pequeño comercio… ¿Estudia Mutxamel alguna iniciativa en este sentido?

Sebastián Cañadas: Sí, en la segunda reunión de la comisión de seguimiento, cuando vino la prórroga del estado de alarma fue cuando empezamos a tomar medidas para ayudar a los vecinos y vecinas de Mutxamel. Sobre todo aplicamos un incremento de recursos en el área de Servicios Sociales que era lo principal, había que aumentar la cuantía de las tarjetas para las personas vulnerables o en riesgo de exclusión social para que puedan comprar comida. Otra medida que tomamos enseguida era crear un suplemento a la tarjeta de la Generalitat para ayudas a comedor para que todos los niños que tienen subvención al comedor escolar lo tengan al 100%.

Otra medida importante para paliar las pérdidas que van a tener nuestros comerciantes con un paquete de partida para el que contamos con una partida de 100.000€. Es decir la comisión de seguimiento aprobó las ayudas al alquiler de los locales comerciales subvencionando el alquiler de un mes, una cuantía de 600€ al que esté en alquiler y el que es propietario también tendrá una subvención así como pequeñas y medianas empresas.

-Además de las pérdidas de vidas de personas, el COVID-19 está arrasando con el empleo. ¿Qué les diría a los vecinos de Sant Joan que han perdido o van a perder sus trabajos?

Bueno, es un tema en el que nosotros tenemos pocas competencias. Estamos observando que muchas empresas están presentando una cantidad de ERTES tremendas y eso es preferibles a los ERES ya que los ERTES es un expediente de regulación de empleo temporal. Algunas empresas posiblemente no volverán a abrir después de esto pero esperemos que sean las menos posibles porque a partir de ese momento, tras la crisis sanitaria vendrá una crisis económica tremendamente económica que habrá que asumir. Pequeñas, medianas empresas, autónomos y las personas que se quedan sin empleo, ya veremos cuáles son las medidas que adopta el gobierno y cómo se aplican porque una cosa es predicar y otra dar trigo.

-Hay colectivos especialmente vulnerables ante la expansión del COVID-19. Lo que está ocurriendo en muchas residencias de mayores es terrible. ¿Qué noticias tiene sobre los centros de mayores de Mutxamel?

Esa fue otra de las acciones que tomamos al principio de la crisis, nos pusimos enseguida en contacto con las residencias que hay en el municipio. Estamos en contacto continuo para saber si tienen necesidades y si tienen algún caso positivo. Por ahora en Mutxamel todas las residencias nos dice que no hay casos positivos y están muy bien atendidas y no hay ningún problema. Esperemos que siga así.

-Estamos observando algunos comportamientos incívicos durante el confinamiento. ¿Están teniendo problemas en este sentido?

Como en todos los municipios, aunque en general me gustaría aprovechar para dar las gracias a todos los vecinos de Mutxamel porque el comportamiento de sus vecinos está siendo muy responsable. Yo vivo en una zona céntrica, cercana al centro de salud y el movimiento que veo por allí no es demasiado alarmante. No obstante, como todos los municipios hay personas incívicas que no respetan las órdenes y al final la policía tiene que poner denuncia lamentablemente.

También aprovecho para agradecer a los voluntarios, a Protección Civil, Policía Local y los sanitarios del Centro de Salud que nos están ayudando mucho para paliar los efectos de esta crisis sanitaria y supliendo esa falta de medios, de EPIS y también a algunas empresas privadas que han hecho donaciones, muchas gracias a todos por su participación, ese aplauso  que damos todos los días a las 20:00 creo que se queda corto.

-Puede contarnos cómo transcurre un día de su trabajo en la Alcaldía durante estas jornadas tan peculiares, desde que llega hasta que se marcha.

Pues, lo normal es que uno piense es que en este estado de alarma tenga menos trabajo, pero no es así. Hemos establecido horarios más estrictos e intensos de trabajo. Acudo al ayuntamiento por la mañana a las 9:00 y el día a día es un continuo de ir resolviendo cosas imprevistas que van surgiendo. En definitiva, el Ayuntamiento no para de hecho ninguna administración ha cerrado sus puertas, hay mucha gente que la administración electrónica no es lo suyo y por eso hay unos horarios y unos servicios mínimos.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *